Sistemas correderos para puertas de paso

  • Correderas convencionales

    Correderas convencionales

  • Sistemas de puertas correderas integrale

    Sistemas de puertas correderas integrale

Qué son las puertas correderas

Las puertas correderas de paso son una excelente opción para agregar un toque elegante y moderno a tu hogar. Son perfectas para aquellos espacios pequeños que necesitan ahorrar espacio, ya que se abren horizontalmente en lugar de hacia afuera. También son muy seguras, lo que las hace perfectas para niños y mascotas.

Cómo funciona una puerta corredera

¿Alguna vez te has preguntado cómo funcionan las puertas correderas? Vamos a echar un vistazo a cómo funciona una puerta corredera y por qué es una excelente opción para tu hogar.

Las puertas correderas se han estado utilizando durante siglos y son uno de los tipos más populares de puertas. Esto se debe a que son fáciles de usar y requieren poco espacio, lo que las hace perfectas para la mayoría de los hogares.

Una puerta corredera consta de dos paneles que se deslizan sobre un riel superior. Esto permite que la puerta se abra y cierre sin necesidad de ningún tipo de marco, lo que la hace ideal para espacios pequeños.

Para abrir la puerta, simplemente empuja el panel hacia afuera hasta que quede alineado con el marco de la puerta. Luego, puedes abrir la puerta como lo harías con cualquier otra puerta.

Para cerrar la puerta, simplemente tira de ella hacia ti hasta que quede alineada con el marco de la puerta. Luego, puedes cerrarla como lo harías con cualquier otra puerta.

Puntos fuertes de las puertas correderas de paso

Las puertas correderas de paso son una gran opción para tu hogar porque son fáciles de usar, seguras y duraderas. Aquí están algunos de los otros beneficios que puedes disfrutar al elegir este tipo de puerta para tu hogar:

  • Fáciles de abrir y cerrar: Las puertas correderas son muy fáciles de abrir y cerrar, incluso si tienes las manos ocupadas. Todo lo que necesitas hacer es empujar la puerta hacia un lado para abrirla y luego tirar de ella para cerrarla.
  • Ahorro de espacio: Las puertas correderas ahorran mucho espacio en comparación con las puertas convencionales que se abren hacia afuera. Esto es especialmente útil si tienes un espacio reducido en tu hogar.
  • Seguras: Las puertas correderas son muy seguras, ya que es complicado de que se abran por accidente. Esto las hace ideales para lugares como cuartos de baño y cocinad, donde la seguridad es esencial.

© 2020 - Esteba - Todos los derechos reservados Desarrollado por comertis